¿Eres nuevo en Rentabilibar?

Regístrate

Ayuda

Descarga nuestra app

Home Actualidad Administra tu negocio Gestión de compras y stock La importancia de los proveedores en el negocio de la hostelería

La importancia de los proveedores en el negocio de la hostelería

El gestor de un negocio de hostelería tiene que tener muy claro que sus proveedores son una de las principales claves de éxito o fracaso de su proyecto. Es indiferente que se trate de un bar, una cafetería, un catering o un restaurante. Si los productos llegan en malas condiciones o no llegan a tiempo, el equipo de trabajo y el cliente lo va a sufrir.


Has alcanzado el límite de artículos mensuales.

Para seguir leyendo inicia sesión o crea un usuario y accede a todo el contenido de manera ilimitada, además de disfrutar de nuestras promociones y ventajas.

Regístrate gratis

Artículo escrito por: Rentabilibar.

30-11-2019

Es necesario que nos tomemos en serio la elección de los proveedores para nuestro establecimiento. Si piensas que es un asunto menor, estás en un error, dado que el distribuidor adecuado es un auténtico socio y aliado, ya que, de tu éxito, también depende el suyo y debes buscar un proveedor que vea esto del mismo modo. Por lo que hay unas pautas a seguir a la hora de dar con el proveedor adecuado. ¿Quieres saber cuáles? Hay varias, por lo que lo mejor es que sigas leyendo para conocer todos los motivos.


 

En un negocio de hostelería hay dos factores clave a la hora de trabajar con los proveedores y son los siguientes:
La selección de la cartera de proveedores en base a las necesidades de materias primas que se necesitan. En la selección también se tienen que incluir otros tipos de servicios como un gestor, una empresa de materiales de limpieza, etc.
El seguimiento en el día a día es fundamental para que se cumplan todas las condiciones que se pactaron, en el inicio de la relación comercial.

iStock-532328558.jpg


¿Qué hay que exigirle a un proveedor?


Cuando se comienza a trabajar con un proveedor, es el principio de una relación comercial y por ello existen una serie de condiciones que ambos deben cumplir.
Por parte de las empresas que suministran alimentos y bebidas, se deben exigir como mínimo las siguientes condiciones:
La máxima calidad de los productos que se reciban.
Cumplimiento de los plazos de entrega y respeto por los horarios de recepción de mercancías.
Cumplimiento de la normativa vigente en materia de seguridad alimentaria.
Concienciación y respeto por el medio ambiente.
Criterios a la hora de elegir un proveedor

Reputación


La credibilidad y la confianza son dos factores clave a la hora de hacer negocios. Cuando se trata de seleccionar un proveedor es vital poder contar con empresas serias, que puedan garantizar unos continuos suministros de materias primas.
También tienen que dar respuesta a los imprevistos que puedan surgir como una rotura de stock, un producto en mal estado o un descuido a la hora de hacer un pedido.
Por esta razón, es importante hacer una investigación previa de quienes son y para quién trabajan actualmente. También es aconsejable consultar a otros profesionales del sector para que nos den su opinión sobre los posibles candidatos.

Situación económica


La situación económica de un proveedor influye mucho en el suministro de materias primas, ya que de no ser buena, puede haber un corte del suministro. También influye a la hora de ofrecer financiación o facilidades en las condiciones de pago.

 Localización


La ubicación de un proveedor es un tema a tener en cuenta a la hora de seleccionar las posibles empresas que nos suministran las materias primas.
En muchos casos, es más beneficioso contar con empresas que estén cerca del negocio, aunque tengan un precio de venta más caro.
A favor, se obtienen unos plazos de entrega más cortos, se evitan retrasos en las entregas o compras de producto en menor cantidad con una mayor frecuencia.

 Tamaño


A no ser que nuestra empresa maneje unos grandes volúmenes de compras, no es necesario acudir a una gran empresa proveedora. A estas empresas les interesan los clientes que realizan grandes compras. Al final clientes con grande volúmenes de compra son los que tienen el mayor poder  a la hora de negociar.

iStock-170635844.jpg


Para los casos de pequeños negocios se aconseja acudir a proveedores locales, de un tamaño asequible y con el que se pueda negociar. Es más importante en estos casos, poder contar con una empresa en la que se pueda tener un trato cercano e inmediato.

Facilidades de pago

Para conseguir facilidades de pago con un proveedor, es mucho más difícil al comienzo de un proyecto que cuando ya está en marcha.
Aunque al principio las condiciones no son las mejores, bien porque no se ha establecido un clima de confianza o unos volúmenes de venta importantes.
Es esencial en un principio dejar abierta la puerta a que en un futuro próximo se puedan acceder a mejorar las condiciones de pago.
Además de analizar las formas de pago que ofrece el proveedor, siempre se puede valorar si éste ofrece descuentos por pronto pago o cuál es el plazo máximo de pago sin recargo (naturalmente a mayor sea este, mejor para nosotros y la liquidez de la empresa).

iStock-537252274.jpg


Cantidades mínimas de suministro

Habitualmente cada proveedor exige una compra mínima a la hora de suministrar las materias primas. Para ello hay que saber qué necesidades tiene la empresa, qué stock máximo puede almacenar y qué desembolso máximo puede realizar.
Si se trabaja con empresas que exigen unos volúmenes de compra muy grandes, puede ser un problema económico y logístico.

Rapidez en la entrega

Una cosa que se debe tener muy en cuenta en relación a los proveedores, es qué tiempo pueden tardar desde que reciben un pedido, hasta que realizan la entrega del producto.
El tiempo de entrega puede variar de una empresa a otra, dependiendo de su tamaño, su organización logística o el número de clientes que manejen.

Experiencia

Es igual de importante la experiencia como la reputación de una empresa.
La experiencia que tenga un proveedor en su mercado puede ser determinante a la hora de suministrar productos o de conseguir esos que no se encuentra con facilidad.


Relación calidad-precio

El precio es una de las variables más importantes a la hora de negociar y en el sector de la hostelería, todavía más.
Buscar que exista una buena relación calidad-precio entre los productos y que estén dentro de los estándares de calidad fijados por la empresa es clave para el negocio.
Los precios de los productos son determinantes a la hora de confeccionar la oferta gastronómica. Del precio, depende que haya un mayor o menor margen de beneficio.  


El proveedor es un aliado

Muchas empresas creen que el proveedor es esa persona o empresa que está a nuestro servicio.
Es un grave error porque el proveedor es una aliado, un compañero de trabajo más que nos apoya. Su finalidad va más allá de suministrar todo lo que necesitamos para que el negocio salga adelante.
Si se consigue crear una buena cartera de proveedores que cumplan las normas, nos asesoren y sobre todo que sean de confianza, seguro que el negocio tendrá los mayores éxitos en el futuro.

 

 

El proveedor es una aliado, un compañero de trabajo más que nos apoya

Otros contenidos que pueden interesarte...

Mahou - San Miguel

¿Tienes más de 18 años?

Está a punto de entrar a un sitio web titularidad de Mahou San Miguel cuyo contenido se dirige únicamente a mayores de edad. Para asegurarnos de que sólo es visible para estos usuarios hemos incorporado el filtro de edad, que usted debe responder verazmente. Su funcionamiento es posible gracias a la utilización de cookies técnicas que resultan estrictamente necesarias y que serán eliminadas cuando salga de esta web.