¿Eres nuevo en Rentabilibar?

Regístrate

Ayuda

Descarga nuestra app

Home Actualidad Administra tu negocio Asesoría legal y fiscal ¿Qué permisos necesito para organizar eventos en mi bar?

¿Qué permisos necesito para organizar eventos en mi bar?

Hay muchos tipos de eventos con los que se puede dinamizar un negocio pero todos tienen algo en común: para que salgan bien, se ha de respetar la ley y contar con el permiso adecuado.


Has alcanzado el límite de artículos mensuales.

Para seguir leyendo inicia sesión o crea un usuario y accede a todo el contenido de manera ilimitada, además de disfrutar de nuestras promociones y ventajas.

Regístrate gratis

Artículo escrito por: Rentabilibar.

16-12-2019

Organizar un evento en el bar es una buena medida para atraer nuevos clientes y salir de la monotonía de la actividad habitual del local, pero todo no vale. Antes de poner en marcha un plan de estas características hay que asegurarse de cumplir con la ley. Por eso es necesario saber cómo y dónde informarse acerca de licencias y permisos, horarios y otras cuestiones, antes de dar el siguiente paso. Acertar con la propuesta elegida también es fundamental para el éxito de esta misión.  


¿Por qué dinamizar un bar?


Organizar un evento en un bar es una buena fórmula para atraer clientes los días que hay menos afluencia. Para ello hay que contar con una buena planificación y sobre todo cerciorarse de que el evento que se va a crear cumple con todo lo establecido por la ley. 





Está claro que organizar un “Club del libro” no va necesitar un permiso especial, pero cuando hablamos de producir un espectáculo como un concierto acústico, debemos tener en cuenta si nuestro bar cumple las normas —como los decibelios permitidos—, para evitar posibles problemas con las autoridades. Además, la multa puede ser cuantiosa y no respetar el descanso de los vecinos puede tener desencuentros con ellos  que no llegarán a buen puerto.


Por tanto, para evitar problemas, hay que informarse antes y cumplir con la ley al plantear el evento. Cuando hablamos de espectáculos, cada comunidad autónoma legisla de una manera diferente, ya que se les transfiere desde el gobierno central las competencias para ello. Cuando se está valorando la celebración de un evento se ha de consultar el boletín correspondiente de espectáculos en establecimientos de hostelería. 


Además de consultar la normativa autonómica, también hay que informarse en el ayuntamiento donde se ubique el negocio del tipo de regulación que existe, ya que también tienen competencias para ello. Como se puede comprobar, antes de dar un paso, hay que asesorarse bien, ya que hay varias instituciones que regulan los eventos en locales de hostelería.


Otro aspecto importante es el tipo de licencia que tiene el bar. No es lo mismo un bar, una cafetería o un restaurante. Además del tipo de cocina que pueden ofrecer, los horarios de cada uno son diferentes y eso también está regulado. En este sentido, cabe aclarar que existen licencias diferentes según se trate de un bar con karaoke, de una discoteca o de un salón-lounge, por ejemplo. Y con sus respectivos horarios.


A modo de ejemplo, sirvan los horarios de la Comunidad Valenciana regidos por el Decreto 21/2017, de 22 de diciembre, del President de la Generalitat Valenciana, por la que se regulan los horarios de Establecimientos Públicos para el 2018, estas son las licencias según el tipo de establecimiento y su actividad y los horarios regulados de apertura al público:



Actividades (Horarios)

Apertura

Cierre

Cafés-Teatro/Concierto/Cantante, Pubs y Karaokes

12,00 h.

3,30 h.

Discotecas, Salas de Fiesta/Baile

17,00 h

7,30 h

Restaurante, Café, Bar y Cafetería

06,00 h

01,30 h

Salones de Banquetes

10,00 h

03,30 h

Salón-Lounge

12,00 h

02,30 h


*Fuente: FEHV (Federación Empresarial de Hostelería de Valencia) 



¿Qué ganamos al hacer un evento?


Independientemente del evento que vayamos a crear, lo que este va a conseguir es dar visibilidad ante la clientela, para lo que pueden resultar muy útiles las redes sociales (creación del evento, publicidad del mismo, etc.). Estas propuestas suponen un desmarque de los bares aburridos que no fidelizan a sus clientes y va a atraer a público nuevo. Lo importante es tener una buena idea, asegurarse (consultando a expertos y la normativa vigente) de que se puede cumplir y llevarla a la práctica.


Salir de la monotonía, hacer sentir a los clientes que hay un interés por hacer cosas diferentes y tener un objetivo son motivos más que suficientes para crear un evento. No hace falta que la periodicidad sea semanal, pero sí es recomendable hacerlos en temporadas de actividad más baja. Una buena época serían  los meses de otoño e invierno, cuando los clientes necesitan una motivación extra para salir de casa. 


Son muchas las ideas que se pueden poner en práctica, pero no todas podrán adaptarse por igual a distintos tipos de locales. Pero esta selección de sugerencias puede servir para lanzarse a la dinamización. O, al menos, inspirarse. 


Estas son algunas buenas ideas para dinamizar un negocio. 


Club de lectura


Fidelizar a un grupo de personas que asistan a nuestro bar en torno a un hobby es una opción muy viable. Para ello podemos organizar un “club de lectura” que cada mes pueda reunirse en el local. Pueden comentar libros, exponer novedades o leer pasajes de sus títulos favoritos. Para ello no se ha de solicitar ningún permiso especial, sólo el respeto de los clientes que visiten tu bar y no participen en el club, para asegurar la buena marcha de la actividad. También es requisito imprescindible que se celebre en el horario regulado por cada licencia de actividad.


Presentación de producto





Una presentación de un nuevo producto que se vaya a introducir en la nueva carta puede servir para hacer un evento novedoso. Como ejemplo se podría presentar ante los clientes una de las nuevas cervezas de Mahou, San Miguel o Alhambra. También se admite el maridaje con unas tapas y que lo presentara un experto en cata de cerveza para hacerlo más atractivo. Como lo que se va a presentar es un producto con alcohol, la primera y más importante norma que hay que cumplir es la prohibición de venta y consumo a menores de 18 años.


Exposición de arte


Ofrecer el bar como espacio para una exposición de arte es una fórmula muy atractiva para dinamizarlo. Entrar dentro de un circuito local de exposiciones puede facilitar la visita y el consumo de nuevos clientes y mejorar la imagen del local, de cara al público, al ofrecer una experiencia alternativa a la simple consumición. No hace falta ningún permiso especial  para esta actividad. Si además el circuito lo organiza un Ayuntamiento se cuenta con la tranquilidad de que cumple con todas las normas. Además, podrá ayudar en la gestión del evento y contribuir a su publicidad. 


Concierto en directo


Realizar un concierto acústico es un evento que puede llenar tu local los días que no hay mucha actividad. También es una oportunidad para que conozcan el lugar aquellas personas que no lo han visitado nunca. 


Aquí hay que tener muchos aspectos en cuenta. Lo primero es la normativa, y como hemos mencionado al comienzo, cada Comunidad Autónoma tiene la suya. El texto a tener en cuenta es la Ley de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas. Aunque cada ayuntamiento la aplica a su manera. Por eso hay que informarse antes de la regulación autonómica y después estudiar la loca; esto es, las ordenanzas municipales. 


Con todo, las obligaciones habituales pasan por tener insonorizado el local y no superar el máximo de decibelios, por lo que la música tendrá un límite de potencia. Además de con estos aspectos, habrá que cumplir con el horario permitido. Algunos locales se pasan de hora y se exponen de esta manera a una sanción administrativa. 


El local deberá contar con recursos suficientes para dar cobertura al evento como espacio para los artistas, iluminación y potencia de luz. Fundamental es que haya  también espacio para los clientes y, sobre todo, que sea rentable para el negocio. 





Actuación de un artista


Con este tipo de actuaciones hay menos problemas legales, porque no generan tanto ruido. Para locales pequeños no es necesario ni la instalación de un micrófono porque con la propia voz del artista y el silencio de los espectadores basta. Se puede contar para la velada con diferentes tipos de actuaciones. Las más recurridas son las de un monologuista, un mago o un mentalista. En un espacio  de 45 minutos o una hora se puede hacer pasar un buen rato a los clientes a la vez que disfrutan de los manjares de la casa. 


Lo que hay que cumplir es lo mismo que en el punto anterior, la Ley de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas de cada comunidad y la regulación municipal de cada ayuntamiento. 


Un apunte en este asunto es que cada consistorio ofrece un apoyo diferente a la cultura, por lo  que en localidades diferentes puede ser distinto. En Barcelona apoyan la música en vivo y permiten conciertos en pequeño formato mientras que los locales tengan ventanas dobles y las tengan cerradas. En la parte opuesta tenemos a Cartagena en la que no permiten celebrar ningún tipo de concierto en los locales de hostelería. 


Quedadas para intercambio de idioma


También está muy de moda hacer quedadas para aprender idiomas en los bares. Esto suele ocurrir en lugares donde hay mucho turismo o un gran número de residentes extranjeros. Se trata de conectar a personas que quieran aprender otro idioma con personas nativas. 


Estas están encantadas de enseñar su idioma y aprender el nuestro. También les sirve para relacionarse con otras personas y hacer nuevos amigos. Para ponerlo en marcha no hace falta ningún permiso especial. Lo ideal es convocar estas quedadas en horarios en los que no haya mucha concurrencia y se pueda estar tranquilo.


Una fiesta de “preboda”


Las “prebodas” están cada vez más de moda y muchos negocios se están aprovechando de ello. No es, ni más ni menos, que una fiesta privada. Y como en la mayoría de ellas hay comida, bebida, música y mucha “alegría” por la gran fecha. Habrá que tener en cuenta los decibelios de la música, el horario de cierre del local y no molestar a los vecinos. Pero más allá de estas normas, al no haber ningún espectáculo público, no existe una regulación específica para un evento como este. La única norma es pasárselo bien. 




Estas son algunas ideas y las normativas que hay que consultar para llevarlas a cabo. Como cada institución (autonómica y local) tiene las suyas, será tarea del hostelero conocer las leyes que debe respetar para cada caso. Y sobre todo, cumplirlas, para que el evento no dé más que satisfacciones, tanto por ingresos como por la valoración positiva que se puede obtener del público asistente. Si el evento está  bien organizado, es rentable y cumple la ley, ¿por qué no hacerlo?


“Estas propuestas suponen un desmarque de los bares aburridos que no fidelizan a sus clientes y va a atraer a público nuevo”

Otros contenidos que pueden interesarte...

Mahou - San Miguel

¿Tienes más de 18 años?

Está a punto de entrar a un sitio web titularidad de Mahou San Miguel cuyo contenido se dirige únicamente a mayores de edad. Para asegurarnos de que sólo es visible para estos usuarios hemos incorporado el filtro de edad, que usted debe responder verazmente. Su funcionamiento es posible gracias a la utilización de cookies técnicas que resultan estrictamente necesarias y que serán eliminadas cuando salga de esta web.