Rentabilibar| Actualidad| Mejora tus ventas| Captar clientes| Cómo rentabilizar la Navidad más allá de las comidas grupales

Cómo rentabilizar la Navidad más allá de las comidas grupales

Captar clientes

05-11-2021

Las fiestas navideñas son épocas de mucha actividad para el mundo de la hostelería, pero no solo por las cenas de empresa o familiares. Te damos varias ideas para rentabilizar la actividad de tu establecimiento al máximo.

No hay duda de que la Navidad es uno de los grandes hitos estacionales de la hostelería. Las cenas de empresa y reuniones grupales han empezado ya a llenar la agenda de muchos restaurantes, que las esperan como agua de mayo después de un año sin celebraciones de este tipo. Sin embargo, estas fiestas nos ofrecen muchas posibilidades para rentabilizar nuestro negocio. 


Desde que se produce el encendido de luces en las ciudades hasta que asoman los primeros carteles de rebajas en las tiendas, tenemos más de un mes para aprovechar las posibilidades de nuestro establecimiento, así como multitud de ‘minihitos’ que marcan el día a día de las Navidades españolas (la lotería, la Nochebuena, la carrera de San Silvestre o la noche de Reyes). A continuación te ofrecemos algunas ideas para poner en práctica en tu negocio y sacar todo el partido a la Navidad.


1. Sesión de cañas el 24 y el 31 de diciembre

 

Pasted Image 0 (1)


Antes de que la mayor parte de los hogares españoles comience las maratones de cocina para las cenas de Nochebuena y Nochevieja, para muchas personas es tradición acudir a tomar cañas entre amigos la mañana o la tarde previas a esas veladas. Aprovechando el ambiente festivo y, después de terminar las últimas compras, es habitual que los grupos de colegas se reúnan para beber un par de cervezas y brindar antes de irse a casa. Por supuesto, decidir si cerrar o no nuestro negocio en fechas señaladas es algo que debemos plantearnos con cabeza -ya lo apuntábamos hace unos días-. No obstante, si finalmente decidimos abrir en días como el 24 y el 31 de diciembre, no debemos olvidar comunicarlo correctamente y dejar bien claros los horarios.


2. Comidas y cenas improvisadas

 

En Navidades todo el mundo se quiere reunir. Todos aprovechan para hacer una cena con viejos amigos, con compañeros del gimnasio o con los de cualquier otro ámbito. Son planes informales en los que, con un par de raciones, unas cervezas y un espacio en el que tener buena conversación, los clientes se quedan satisfechos. Nuestra recomendación es que facilites los canales de reserva al máximo, tanto a través del teléfono como de otras opciones digitales como las que ofrece Google My Business, para favorecer la llegada de este tipo de grupos. También puedes generar un turno de meriendas durante estas fechas, lo que permitirá a los comensales estar entre el turno de comida y el principio del turno de las cenas si se alarga la jornada.

 

3. Delivery para brindis en empresas

 Delivery Empresas


¿Sabes que en muchas oficinas se suele hacer un pequeño brindis los días 24 y 31 de diciembre? Esto es algo que podemos aprovechar si ya contamos con un servicio de delivery lo suficientemente asentado como para enviar un picoteo sencillo y unas bebidas frías. Podemos recurrir a las propias plataformas de envío a domicilio para dar a conocer este servicio, que puede ser interesante para estas fechas. Pero también es posible utilizar otros métodos, como la cartelería en nuestro local, comunicaciones en redes sociales, anuncios dirigidos a empresas o, si le vemos muchas posibilidades al servicio, dedicar tiempo a contactar con profesionales de administración, recursos humanos y comunicación interna en plataformas profesionales como LinkedIn. 


4. Menús para regalar en el amigo invisible

 

Cada vez es más habitual regalar experiencias por Navidad y todo el mundo sabe que los menús pueden ser una buena opción para esto. Sin embargo, pocas veces nos paramos a pensar en que en estas fechas también hay otras oportunidades de regalo más allá de las convencionales, como el amigo invisible. Si bien en Navidad y Reyes ponemos toda la carne en el asador para hacer una oferta gastronómica de altura, para un regalo de amigo invisible podemos optar por otros planes. Por ejemplo:

  • Un menú más escueto a domicilio.
  • Una sesión en nuestro local para probar una selección de cervezas especiales.
  • Un showcooking o una pequeña formación con un miembro de nuestro equipo de cocina para aprender a elaborar algún plato de moda (un ceviche, un tartar o un pan bao).

 

5. Sortear una cesta de Navidad

 

Todo un clásico de la Navidad que nunca cansa. Es una forma de tener un detalle con los clientes, de generar comunidad en torno a la vida de tu bar y de rentabilizar las fechas. En distribuidores mayoristas podrás encontrar cestas ya preparadas, pero también puedes preparar una a medida y que defina la esencia de tu establecimiento (con los botellines de cerveza que más se beben, las aceitunas que más se sirven en tu bar, buen embutido, una selección de quesos y los habituales turrones y polvorones). Una vez la tengas, sigue estos pasos:

  1. Imprime una hoja donde aparezcan todos los números que van a participar en el sorteo (algunas cestas ya lo incluyen).

  2. Coméntalo a los clientes en persona y a través de tus redes sociales.

  3. Vende los números a un precio asequible (con unos 2 o 3 euros será suficiente).

  4. Recuerda apuntar su nombre en el cartel junto al número comprado y guarda el número de teléfono del cliente.

  5. Para que el premio sea lo más objetivo posible, puedes escoger el número que coincida con los dos últimos dígitos del décimo ganador en la Lotería de Navidad (es decir, El Gordo).

  6. Comunica el número y ponte en contacto con el ganador.

6. Adelanta o repite las uvas de Nochevieja

 

Este plan suele gustar mucho a los clientes que no van a tener la oportunidad de celebrar el año nuevo juntos. Triunfa bastante entre los estudiantes (de hecho, es muy famosa la Nochevieja universitaria de Salamanca), pero también conquista a otro tipo de perfiles, que prefieren hacer un simulacro el mismo día 31 durante la tarde, con amigos y en su bar favorito. También tienes opción de hacerlo después del comienzo del nuevo año, pero procura que no sea más allá del día 1 o 2 de enero porque perderá algo de sentido.


7. Atraer a niños (y papás) durante la cabalgata de Reyes

 

Niños Cabalgata

 

La mayoría de municipios siguen sin confirmar si este año habrá o no habrá cabalgata de Reyes, pero esto no tiene que limitarnos a la hora de intentar captar clientes. La noche del 5 de enero es la de los niños y las familias, pero también toda una oportunidad para recuperar aprendizajes de épocas de pandemia, como las alternativas de cenas tempranas que permitan estar a los más pequeños acostados pronto esperando la llegada de sus majestades. Tanto si hay desfile para ver a los Reyes Magos como si no, podemos intentar salirnos un poco de la norma y ofrecer cenas y menús infantiles un poco antes de lo habitual. Si lo planteamos bien, podemos duplicar los servicios durante esa noche (uno para familias y otro para clientes convencionales) o convertirnos en el espacio aliado para los ‘peques’ y alguno de sus padres mientras el otro realiza las compras de última hora. Si, encima, ofrecemos un detalle a los chavales para que le dejen a los Reyes durante la noche, conseguiremos fidelizar a un segmento de clientes muy interesante como son las familias.


8. Alargar la temporada de cenas de empresa hasta enero y febrero

 

Hay ciertas profesiones que tienen picos de trabajo en Navidad, como los comercios y la propia hostelería. En estos casos, las cenas de empresa no se realizan en noviembre y diciembre, sino que se suelen trasladar hasta enero y febrero. Esto nos puede dar pistas sobre a qué sectores dirigir nuestra comunicación una vez pasada la Navidad, porque es un nicho de mercado que puede ser interesante para nuestro negocio. Por nuestra parte, debemos procurar ofrecer una experiencia lo más parecida posible a la que tendrían los grupos en Navidad, con una buena oferta gastronómica, un espacio adaptado para grupos y un ambiente bastante festivo.

“Desde que se produce el encendido de luces en las ciudades hasta que asoman los primeros carteles de rebajas en las tiendas, tenemos más de un mes para aprovechar las posibilidades de nuestro establecimiento”

Otros contenidos que pueden interesarte...

Mahou - San Miguel

¿Tienes más de 18 años?

Está a punto de entrar a un sitio web titularidad de Mahou San Miguel cuyo contenido se dirige únicamente a mayores de edad. Para asegurarnos de que sólo es visible para estos usuarios hemos incorporado el filtro de edad, que usted debe responder verazmente. Su funcionamiento es posible gracias a la utilización de cookies técnicas que resultan estrictamente necesarias y que serán eliminadas cuando salga de esta web.